Aceite de rosas como elaborarla

El aceite de rosas se conoce desde la antigüedad.

Para su preparación, hay que recoger todas las rosas (no fumigadas) que sea posible y separar con cuidado los pétalos. Luego, se debe eliminar cualquier sustancia extraña y se debe colocar en un recipiente grande de barro.

Se cubren los pétalos con agua limpia y se coloca una malla para evitar la entrada de insectos. Durante el día se deja la olla al sol y en la sombra de noche. Después de un tiempo, el aceite aparecerá en la superficie del agua. Con algodón se desprende el aceite del agua, luego se exprime en un recipiente de cristal (con tapa); todos los días se repite hasta que no salga más aceite.

Una vez se obtiene todo el aceite, se puede elaborar el agua de rosas. Para ello, se disuelve una cucharadita de aceite de rosas en medio litro de alcohol etílico dentro de un recipiente calentado previamente al baño María. Se vierte el aceite y alcohol en un recipiente con capacidad para 7,5 litros, se agrega 5 litros de agua destilada, calentada por debajo del punto de ebullición, se cierra el recipiente y se agita hasta que la mezcla se enfríe.

Por último, se embotella en frascos pequeños; como no tiene ningún fijador, se puede compartir antes de que pierda su aroma.

Igualmente se puede preparar con 5 puñados de pétalos de rosas,1 litro de agua hirviendo, se dejan conservar las rosas en el agua, se cuela y se conserva en un lugar fresco.

Schh!! Schh!! No te vayas sin dejar tu huella

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies